Cuando pensamos en pizzas y comida rápida no solemos pensar en calidad, pero Papa John´s con su cocina vino a cambiar esto.

Empezando más de 20 años después que sus mayores competidores, el fundador de Papa John´s ha conseguido hacer famoso a su negocio, pero la misma empresa que creó ahora le ha despedido.

¿Cómo se ha hecho tan grande Papa John´s y por qué ha decidido echar a su fundador?

El primer local de Papa John´s

John Schnatter era un joven estadounidense como cualquier otro, que trabajaba durante los veranos en la taberna de su padre. Fue una tarde de 1984 trabajando en el bar cuando se le ocurrió una idea, ¿y si echaba abajo el cuarto de limpieza y montaba allí una cocina de pizzas?

John quiso probar la idea, y vendió su coche por 1600$ para comprar un equipamiento usado de cocina y así vender pizzas detrás de la taberna. Tras decirle a su padre que anunciara su plan a los clientes del bar, John comenzó su experimento.

Resulta que las primeras pizzas que John hacía no gustaron mucho a la gente.

En una de sus entrevistas comentaba que él cocinaba justo al lado de donde se fregaban los platos, y que cuando llegaba alguno con la pizza a medio comer sabía que no les había gustado. Sin embargo, poco a poco fue probando nuevas recetas que gustaran más a los clientes, hasta que los platos vinieran siempre vacíos al fregadero.

Tras comprobar que sus pizzas ya eran un éxito, John decidió abrir el primer local de Papa John´s un año más tarde, justo al lado del bar de su padre. Pero a pesar de que sus pizzas estaban gustando, Papa John´s empezaba mucho después que otras grandes cadenas como Domino´s o Pizza Hut, ¿cómo consiguió destacarse de ellas?

¿Cómo consiguió Papa John´s destacar de otras pizzerias?

El caso era que Papa John´s se había dado cuenta de un hueco en el mercado.

Las grandes cadenas de pizzas repartían comida a domicilio, pero su cocina no solía ser de mucha calidad. En el otro lado estaban los pequeños locales como Papa John´s, cuyas pizzas tenían un mejor sabor pero no contaban con servicios de reparto a domicilio. ¿Y si juntaba calidad con la comodidad del envío?

Como ya te imaginarás la estrategia de Papa John´s fue un éxito. Su primera tienda propia conseguía ventas de 9000$ a la semana, cuando las grandes cadenas de pizzas no solían pasar de los 6000. John pensó que si era capaz de superar a su competencia con una sola tienda también sería capaz de superarles en el resto del mundo, y que el siguiente paso lógico sería expandirse a través de las franquicias.

Resulta que las franquicias son una forma de crecer muy rápida, ya que no eres tú quien dirige los nuevos locales. En ellas tú como empresario dejas tu nombre de marca y tus conocimientos sobre el negocio a otras personas, quienes serán las encargadas de dirigir los nuevos locales.

La ventaja para los franquiciados es que son capaces de empezar su propio negocio con una marca prestada, lo que les facilita el empezar por la confianza y el conocimiento que le da. Por otro lado, la empresa de origen se lleva un porcentaje de los beneficios del franquiciado sin apenas esfuerzo, y consigue expandir su marca a gran velocidad.

Sin embargo las franquicias también tienen sus desventajas, la mayor de ellas en la falta de control sobre lo que los locales hacen. Papa John´s sabía que si se despreocupaba de los nuevos establecimientos su imagen podía salir perjudicada, de ahí que vigilara con visitas periódicas qué iban haciendo todos los colaboradores.

Por otro lado, Papa John´s en 2002 fue una de las primeras cadenas de pizzas en abrirse al comercio electrónico, pero sabía que si se dedicaba a vender pizzas por sí mismo haría una competencia desleal a sus franquiciados. En vez de eso, optó por incluir el comercio electrónico como servicio añadido a sus franquicias, y que estas pudieran beneficiarse de los pedidos cercanos para vender más.

De esta forma con sus franquicias y acuerdos de mutuo beneficio, Papa John´s consiguió expandirse a gran velocidad hasta llegar a las más de 5000 tiendas por todo el mundo que tiene a día de hoy.

John Schnatter, el problema de Papa John´s

A pesar de su éxito la empresa también se enfrenta a graves problemas, y todas las controversias que ha tenido los últimos años giran en torno a un mismo nombre; John Schnatter.

Todo comenzó con el acuerdo de patrocinio que Papa John´s y la NFL tenían desde 2010, en el que la empresa aparecía como patrocinador oficial de la liga de fútbol.

Resulta que en noviembre de 2017, John Schnatter realizó una videollamada en la que tachaba a la NFL como la culpable de que sus pizzas no se vendiesen bien ese año, debido a varias controversias entre miembros de diferentes etnias en la liga. John afirmaba que la NFL no era capaz de manejar bien a sus jugadores negros, y que su patrocinio no era rentable.

La conversación de John acabó haciéndose pública, y muchos fans de la NFL dejaron de comprar las pizzas de Papa John´s. En enero de 2018 la NFL terminó su contrato con la empresa para sustituirlo por Pizza Hut como patrocinador oficial, y justo al mismo tiempo las acciones de Papa John´s cayeron un 13% en bolsa.

Como te imaginarás, ni a los accionistas ni a la junta de directivos les hizo ninguna gracia lo que estaba sucediendo, y decidieron que John Schnatter no podía seguir siendo su CEO. Después de todo el CEO es la persona más importante dentro de una empresa y también su cara pública, así que John fue degradado al cargo de presidente.

Sin embargo las controversias de John no pararon ahí, y en julio de ese mismo año tuvo otro encontronazo.

De forma similar a la de antes, John se encontraba en una llamada con su agencia de marketing cuando empezó a utilizar un lenguaje racista, el cual enfureció al directivo al otro lado. Al finalizar la llamada la agencia terminó su contrato con Papa John´s, y los comentarios de su fundador volvieron a salir al público.

La situación empeoró todavía más cuando un grupo online de supremacismo blanco hizo a Papa John´s su pizza oficial, haciendo peligrar su imagen de marca. La junta de directivos decidió entonces eliminar todos los anuncios de marketing en los que apareciera John Schnatter, y también despedirlo de la compañía.

Dos semanas más tarde del suceso John demandó a Papa John´s, ya que la compañía que había fundado se negaba a darle acceso a los libros de cuentas tras despedirlo. Era como si de repente la empresa quisiera cortar cualquier lazo de relación con su creador.

La junta de directivos por su lado no se fiaba de John, ya que este suponía una amenaza para la misma. John poseía el 31% de las acciones de la compañía, y la junta quería bloquear la posibilidad de que comprara a la empresa y obtuviera su control mayoritario.

Al final, en marzo de 2019 Papa John´s y su fundador llegaron a un acuerdo. John retiraría las dos demandas que ya había puesto y la empresa le volvería a dar el derecho de comunicarse con los accionistas de la misma.

Ambas partes querían que Papa John´s siguiera creciendo y convirtiéndose en un negocio más fuerte, y su batalla solo iba a alejarlos de ese objetivo común.

Desde luego John Schnatter consiguió crear una empresa capaz de competir con cadenas mucho más grandes y poderosas, pero en los últimos años ha supuesto un peligro para su imagen pública. Quién sabe si Papa John´s conseguirá salir de esta crisis, pero si algo está claro es que la guerra de las pizzas aún cuenta con otro importante jugador.

Lecciones principales:

Comunicación entre los miembros del equipo: En la etapa del bar de su padre John Schnatter cocinaba al lado de las personas que fregaban los platos, y recibía feedback directo de si la gente comía sus pizzas o no. En nuestras empresas las personas encargadas de atención al cliente y de cara al público son las que más información tienen de nuestros clientes, y es muy positivo que la comunicación fluya para mejorar..

Crea relaciones ganar-ganar: Cuando Papa John´s empezó su comercio electrónico no hizo una competencia desleal a sus franquiciados, sino que dejó la web como herramienta para facilitar los pedidos y que las franquicias y la empresa salieran ganando. Es preferible crear relaciones en las que ambas partes y no solo nosotros salgamos ganando, ya que así seremos capaces de mantenerlas a largo plazo.

Las personas hacemos tratos con quienes nos caen bien: John Schnatter tuvo problemas con la NFL y su agencia de marketing por no medir sus palabras, haciendo que estas organizaciones y muchas otras personas le vieran con malos ojos. Los seres humanos nos guiamos muchas veces por nuestras emociones, y solemos hacer tratos con solo aquellos con los que nos llevemos bien.


CLASE GRATIS: Empezar a Emprender AQUÍ

Sigue a Euge en su Instagram de @euge.oller

Datos curiosos sobre empresas y emprendedores en nuestro instagram de @emprendeaprendiendo

Más blogs AQUÍ