¿Sabes cuánto cobran los actores de Friends por las remisiones de la serie? Un total de 20 millones de dólares al año.

¿Te gustaría saber qué secreto esconde la serie para seguir siendo un producto tan rentable 25 años después de su estreno?

La importancia de conectar con tu público potencial

Friends es una comedia televisiva que fue creada por Marta Kauffman y David Crane en 1994, con la idea de representar esa etapa de la vida donde los amigos se convierten en la familia que escoges.

Por tanto, con esta premisa sabías que al mirar la serie pasara lo que pasara los protagonistas siempre permanecerían unidos, tal y como resalta la canción con la que empieza cada capítulo, “I will be there for you”, que en castellano vendría a ser algo así como “Estaré ahí para ti”.

La comedia supo conectar de forma excelente con su público potencial, formado principalmente por la generación X, jóvenes que estaban dando el paso a adultos pero que cada vez retrasaban más el momento de casarse y tener hijos.

Durante su emisión en Estados Unidos se realizaron 236 capítulos en un total de 10 temporadas y cada una de ellas fue un completo éxito ya que todas superaron los 20 millones de espectadores. De hecho, el último capítulo lo vieron más de 52 millones de personas convirtiéndose así en el segundo programa más visto del año superado solamente por la Super Bowl.

Y no solo fue un éxito de audiencia sino que también se convirtió en un fenómeno cultural durante los años 90. Para que te hagas una idea de la locura que desató la serie, únicamente en el Reino Unido 11 millones de mujeres copiaron el peinado de Rachel, una de sus protagonistas.

La unión hizo la fuerza

Sin lugar a dudas, uno de los grandes triunfos de la serie fue que los protagonistas eran amigos tanto delante como detrás de las cámaras. Al principio del programa los actores se llevaban tan bien que incluso quedaban para mirar los capítulos juntos. La realidad es que el compañerismo del grupo siempre se impuso a los intereses personales y tratos como las renovaciones, la continuidad de la serie y las subidas de sueldo siempre se decidían por votación.

Con respecto a la camaradería entre los protagonistas, fue la madre de uno de ellos, una importante abogada especializada en divorcios, la que les dio un consejo que siguieron religiosamente hasta el final de la serie: “No dejéis que os dividan”. Lo cierto es que la unión hizo la fuerza y prueba de ello fue que los actores pasaran de cobrar 22.500 dólares por episodio al principio de la serie a 1 millón al final. Unos salarios sorprendentes por aquel entonces en la televisión, justificados por el gran interés que despertaba Friends pero que convirtieron el programa en la producción más cara de su época.

Los números hablan por sí solos y abalan el éxito de la serie que se estrenó hace ya más de dos décadas, ¿pero cómo crees que Friends puede seguir siendo rentable hoy en día?

Definitivamente no se puede explicar la fama que la serie ha cosechado a lo largo de los años sin hablar de las plataformas privadas de streaming. De ahí que 15 años después de su final, miles de personas que ni habían nacido cuando se estrenó siguen consumiendo los capítulos de la comedia gracias a los nuevos formatos televisivos.

La batalla por los derechos de Friends

¿Sabías que cada día se ven 16 millones de capítulos de Friends? La comunidad de fans crece cada día más y parece no tener techo, lo que ha desembocado en una guerra sin cuartel entre las grandes plataformas privadas de streaming para adquirir los derechos de la franquicia.

En 2008 NETFLIX adquirió la licencia de la serie en exclusiva durante los siguientes 10 años, y en 2018, cuando se terminaba el contrato, lo prorrogaron un año más pagando 100 millones de dólares debido a la cantidad de quejas que hubo en las redes sociales.

Desde su entrada en el catálogo de NETFLIX, Friends se ha convertido en una de las joyas de la corona, ocupando siempre las posiciones más altas en los ránquines de audiencia.

Los triunfos en las parrillas televisivas privadas no pasaron por alto a Warner Bros, su productora original, que este verano de 2019 desembolsó más de 400 millones de dólares para recuperar la serie. De hecho, esta apuesta será uno de los principales reclamos para su nuevo servicio de contenidos por streaming, que verá la luz durante el año 2020.

La batalla por los derechos de Friends seguro que dará mucho más de que hablar porque otras plataformas como Disney o Apple ya se han interesado por ellos.

Y es que el liderazgo en las cadenas privadas se puede ganar de dos formas: o con contenidos propios o con exclusividad. Y tener un producto como Friends únicamente para unos subscriptores es un valor tan seguro que solo con su mera presencia la serie podría atraer miles de espectadores que podrían catapultar la empresa a otro nivel.

El modelo de éxito de Friends

En resumidas cuentas, el modelo de éxito del programa sigue siendo igual de eficiente 25 años después de su estreno porque aunque haya cambiado la forma en que se consume el producto sigue ofreciendo lo mismo a sus espectadores: amabilidad y felicidad.

Por ejemplo, cuando en el año 2001 Norteamérica sufrió el ataque terrorista en el World Trade Center, se estaba filmando la octava temporada de la serie. Ese desafortunado incidente fue un dolor de cabeza para los creadores, que no sabían si incluir esa desgracia en la trama ya que Friends se basaba en la Nueva York del presente.

Finalmente se descartó la idea ya que se consideró que el programa tenía que ser un espacio donde los neoyorkinos pudiesen volver a sonreír. La decisión fue todo un éxito y la serie empezó una nueva temporada con uno de sus mejores registros de audiencia.

A causa del atentado del 11-S los ciudadanos estadounidenses sufrieron mucho y Friends, en mayor o menor medida, ayudó a rebajar la tensión del ambiente y en construir una burbuja donde su público podía olvidarse de sus problemas y preocupaciones.

En nuestros días también son muchas las cuestiones que nos quitan el sueño y está es la razón por la que una serie como Friends sigue funcionando tan bien ya que sigue siendo el mismo refugio que fue antaño: un espacio feliz que 25 años después de su estreno es capaz de conseguir arrancarte una sonrisa aunque todo vaya mal.



CLASE GRATIS: Empezar a Emprender AQUÍ

Sigue a EmprendeAprendiendo en su Instagram de @emprendeaprendiendo

Datos curiosos sobre empresas y emprendedores en nuestro instagram de @emprendeaprendiendo

Más blogs AQUÍ